DECEPCIONES DE ALGUNOS CONCURSOS ARTÍSTICOS

Los concursos relacionados con cualquier tipo de artes, sean literarios, musicales, pictóricos o de cualquier otra índole, siempre atraen la atención de sabios o profanos, en parte para probar sus aptitudes, en parte por si el azar o la calidad aciertan con la obra presentada.
Los concursantes acuden con ilusión, empeño y ganas de demostrar su creatividad. Sin embargo, en más ocasiones de las deseables, la decepción, hace mella, sea por un veredicto del jurado discutible,  por baja participación y se declara el premio desierto, o por cambios de última hora y claros favoritismos como ha ocurrido con el concurso organizado por el Reial Cercle Artístic de Barcelona con respecto a la ópera El Elissir d’amore de Gaetano Donizetti, con la finalidad de promocionar la Institución y el arte de sus artistas, y cuyo resultado ha sido una falta de rigor y seriedad por parte de esta más que centenaria institución, que incluso impide ver a los artistas participantes la exhibición de sus obras en el Foyer. 
Con fecha julio de 2017, se dieron a conocer las bases, en las que se facilitaban datos sobre la ópera, así como textos, condiciones y medidas de presentación, fechas de entrega de esbozos de la obra, que serían recogidas en el Institut Barcelonés de l’Art del Reial Cercle Artístic, un estamento conocido en ambientes limitados, y que por supuesto no forma parte del circuito galerístico ni institucional de peso.
El premio consistía  en disfrutar de un abono en el Liceo para toda la temporada. 
Se seleccionaban de 20 a 25 obras que formarían parte de la ya citada exposición en el Foyer del Liceu durante las fechas de representación de la ópera, es decir, prácticamente durante este mes de enero del nuevo año que acabamos de comenzar.
Y para dar más pompa y circunstancia al evento, en las bases se indicaba una rueda de prensa en el Gran Teatre del Liceu, con la presencia de los artistas seleccionados. 
Uno de los puntos importantes de las bases era el cuarto: 
Las propuestas con los bocetos serán presentadas y debatidas con la dirección del Instituto para hacer un proyecto adien y sin repeticiones. En el momento de la entrega se adjuntará un sobre cerrado donde conste el nombre y apellidos del artista. El día 22 de septiembre se hará público la selección proyectos escogidos que hará el jurado. 
Gustavo Puente, miembro de pago del Reial Cercle Artístic se presentó al concurso, y de forma verbal fue informado el 22 de septiembre que su obra había sido seleccionada  como finalista del mismo. 
Pasan un par de meses hasta llegar al 4 de enero de 2018, en que gracias a la agencia de Conte Comunicació es informado el Sr. Puente de la puesta en marcha de la exposición, sin haber dado comunicación de la misma. Contactando con las personas a cargo del tema, la única excusa facilitada son las vacaciones de Navidad y el cambio de dirección del Liceu. Efectivamente, el director general del Gran Teatre del Liceu, Roger Guasch, ha decidido iniciar una nueva etapa en su carrera profesional y ha acordado con el presidente del Patronato, Salvador Alemany, que su desvinculación se haga efectiva durante el mes de marzo, según informó el teatro lírico en un comunicado el pasado 2 de enero.
Es decir, que la dirección todavía es la misma, y por lo tanto, el libre albedrío practicado por no se sabe si el Reial Cercle Artístic y su peculiar Institut, o por el mismo Liceu, ha desestimado sin contemplación la obra de Puente e incluso otras,  para favorecer a Martín Ledesma con una obra titulada Adina y Nemorino, óleo sobre tela encolado en madera, 100x100 cm.- 2017
Según informaciones llegadas a la redacción de Cuadros de una Exposición.es, el “jurado” apreció la obra de Ledesma: por ser la que mejor ha plasmado el espíritu de la obra de Gaetano Donizetti. Se ha valorado la composición, la originalidad, el cromatismo, la descripción de la obra y el vínculo con la pieza lírica. 
Propongo al amigo lector observe a conciencia la obra y vea si puede encontrar “el vínculo con la pieza”. 
Buscando información sobre Martín Ledesma, a excepción de que es miembro del Reial Cercle Artístic, apenas se dispone de información del mismo. No tiene ni página web ni blog, utiliza Facebook y sus escasas exposiciones se mueven por ámbitos públicos que no alcanzan ni mucho menos los museísticos.  
Con respecto a la obra de Gustavo Puente,  intenta plasmar en un ambiente colorista, rústico y desenfadado la personalidad del inocente Neronimo, la bellísima Adina y el apuesto Belcore con todos los enredos de un elixir tan falso como embaucador. 
Para la realización de esta obra, el artista utiliza un material textil de nueva investigación que soporta las tintas  
En referencia a su carrera en el mundo del arte, puede decirse que es Artista de proyección internacional, disponiendo además de página web, algo imprescindible para cualquier creador que se precie:             www.gustaupuente.cat
Diseñador y modista de alta costura con estudio propio, ha vestido a muchas mujeres elegantes y famosas y fue product manager de marcas como Pierre Cardin, Valera Ricci-Nina Ricci, Carven y Heizelmann. Gustau Puente se licenció en la Escuela Superior de Diseño de Paris y Barcelona y fue becado por el Secretariado Internacional de la Lana. 
Al margen de la moda, no sólo ha cultivado a nivel artístico el dibujo de figurines para sus diseños, sino también que también ha utilizado materiales y tejidos para la creación de singulares tapices contemporáneos. Elaborados de forma mucho más compleja, están llenos de versátiles posibilidades y de infinitas lecturas.
En conclusión, los concursos artísticos suelen llevar más decepciones que alegrías, y en esta ocasión se ha demostrado desorden y desentendimiento con respecto a los artistas seleccionados, algo que en nada favorece a esta institución, que ha conocido tiempos mejores, cuyo prestigio era mucho más tenido en cuenta, cuando a lo largo de su trayectoria, iniciada en 1881, organizó exposiciones para pintores y dibujantes de reconocido prestigio y alta cotización de mercado como : Xavier Gosé, Eliseu Meifren, Pere Borrell, Hermen Anglada Camarasa, Ignasi Mallol, Jaume Mercadé, y un largo etc.
Un estamento artístico que precisamente por esa “venida a menos”, ha jugado con el hecho, que el gran público no será informado sobre tan indigna forma de actuar. En aras de la verdad y el conocimiento, Cuadros de una Exposición.es realiza la correspondiente difusión.

Marta

Nacida en Mataró y actualmente residente en Barcelona, en la actualidad, soy la responsable del departamento de tasaciones online de la firma Peritos de Arte, y colaboro en el departamento de documentación y archivo de la galería Miguel Marcos de Barcelona Con experiencia profesional en la administración de empresas, y durante dieciocho años en el campo de la archivística y la investigación histórica, desde hace más de dos lustros, realizo críticas de arte a través de este portal, habiendo ejercido a su vez, la corresponsalía de la revista GAL-ART, para Barcelona y otras poblaciones, así como también haber colaborado con ARTyHUM, publicación de dedicada a las humanidades en general. Hasta su cambio de titular, fui columnista habitual de arte en Tribuna Maresme, periódico de edición mensual de Barcelona y otros medios, además de haber documentado y confeccionado durante dos años, la descripción de obras para Artinternacional.com firma dedicada a la subastas online, y para la cual, en su momento, edité quincenalmente un boletín informativo dirigido a los clientes de la firma y expertos en general.