BROSSA EN CHINA: SHANGHÁI

Desde el pasado 31 de enero, la Galería Miguel Marcos conjuntamente con la Embajada de España en la R.P.China y el Instituto Cervantes de Shanghái inauguran la exposición Joan Brossa en China que tendrá lugar en el Instituto Cervantes hasta el próximo 30 de Marzo.

Como ya sucediese en la sede del Cervantes en Pekín, entre los meses de septiembre a diciembre de 2017, la muestra, comisariada por el propio galerista,  reúne una importante representación de carteles, libros de autor y poemas visuales del artista, obras distintivas del universo plástico de Brossa cargado de ironía, magia y capacidad de asombro, elementos fundamentales en el arte del poeta vanguardista catalán más importante de la segunda mitad del siglo XX. Trasladando el pensamiento poético más allá de sus fronteras habituales, propone abrir los sentidos al espectador para ir más allá de la realidad evidente.

A través de 34 poemas visuales, varios libros de artista y cárteles, los visitantes pueden adentrarse en la obra de Brossa (Barcelona, 1919-1988), artista multifacético y desconocido hasta ahora para la audiencia china.

Todas estas piezas han sido proporcionadas por el galerista y amigo del poeta, Miguel Marcos, quien en una entrevista concedida a la agencia EFE el pasado 24 de septiembre, que ahora la figura de Brossa se ha "revitalizado", tanto en el acceso al conocimiento de su obra como en el mercado.

"Brossa fue un personaje atípico y asumió ese rol. Siempre estuvo en contra del sistema social, desde el punto de vista del capitalismo", explicó Marcos, comisario de esta exposición que ha contado con el apoyo del Instituto Cervantes y la Embajada de España en Pekín.

Por ejemplo, en "Tren de letras" (1989) y "Convoy" (1989), el artista juega con las palabras y las imágenes para transformar, con intervenciones mínimas, las letras en objetos.

Sus obras se caracterizan por la descontextualización de los signos con el objetivo de manipularlos y jugar con ellos para lograr una nueva significación poética.

Por ejemplo, en "Estrella" (1988) y "Miró Manipulado" (1993), el artista catalán reinterpreta iconos de la sociedad contemporánea y sus marcas para hacer crítica social.

Otra sección de la exposición reúne algunos carteles que elaboró Brossa para acercar su obra al público y hacerla visible, así como sus libros de artista, algunos de ellos en colaboración con Joan Miró o Antoni Tàpies.

Aunque Brossa es una figura universal como poeta, explicó el comisario de la muestra, la difusión de su obra está siendo más lenta, por lo que con esta exposición en China pretenden dar proyección internacional a su legado.

Biblioteca Miguel de Cervantes
Anfu lu, 198-208.
200031 Shanghái

Galeria MIGUEL MARCOS
C/ Jonqueres, 10
Barcelona

www.miguelmarcos.com

Otros artículos